Curso de Actualización Internacional

31 de Mayo y 1, 2 y 3 de Junio - 2021

Instituto Chileno de Trabajo Social Clínico

ONLINE - 1 Versión

Supervisión Clínica y Persona del Terapeuta: Implicancias, Resonancias y Posición Angular en la práctica terapéutica del Trabajo Social Clínico.

Relatores

MSW. E. Paola Grandón Zerega

Trabajadora Social Clínica

B.Sc Major Psychology

BSW. Bachelor of Social Work

Master of Social Work: Mental Health Specialization

Mg. Diego Reyes Barría

Trabajador Social Clínico

Terapeuta Sistémico Narrativo

Magíster en Psicología Clínica : Línea Sistémica-Relacional

Supervisor Clínico

Mg. Paulina Saldías Guerra

Trabajadora Social

Terapeuta Familiar y de Parejas

Magíster en Psicología Clínica: Estudios Sistémicos Avanzados de la Familia y la Pareja

Descripción General

El presente curso tiene como objetivo esencial el entregar los fundamentos teóricos, experienciales y metodológicos  respecto a la supervisión clínica y a la persona del terapeuta en la práctica terapéutica. La centralidad del curso está dirigida en promover una mirada comprensiva sobre los efectos que produce el trabajo terapéutico en la persona de quienes realizan práctica clínica, más aún cuando dicho ejercicio profesional está enmarcado en el desempeño contextual del ámbito psicosocial, sanitario, judicial, etc; escenarios que debido a determinadas políticas públicas suele erosionar la subjetividad del profesional, gatillando muchas veces la traumatización secundaría, el desgaste por empatía y en última medida burnout. La finalidad ulterior es otorgar un abordaje que considere a la persona del terapeuta como un eje angular de la práctica, lo cual desde una práctica contemporánea, enfatizará en los recursos, las habilidades, las fortalezas y los saberes locales que poseen los y las profesionales respecto a las diversas formas de cuidar del sí mismo en la praxis clínica.

Fundamentación

 

Si analizamos la formación de pregrado en Trabajo Social o en otra disciplinas, tanto en Chile como en otros lugares de Latinoamérica, nos percataremos de que la gran mayoría de ellas carece de espacios experienciales (asignaturas, talleres, supervisiones prácticas, etc.) en donde se desarrolle la persona del profesional en la práctica clínica. Situación que es altamente preocupante debido a que el principal recurso del profesional es su propia persona, y no necesariamente los conocimientos teóricos e instrumentales. Dicha problemática deviene principalmente a que la disciplina se ha enmarcado en una práctica altamente tecnologizada, la cual prioriza la enseñanza técnico-operativa en desmedro del fortalecimiento ético, personal y biográfico de los y las profesionales.

 

Esta situación se vive a menudo como una tensión, predominando un escenario que puede promover prácticas que atenten a nuestro propio cuidado personal como profesionales, principalmente por la carencia de espacios formales e institucionales de supervisión clínica. Por ende es relevante tomar atención y dedicación en forma especializada al desarrollo de la persona del terapeuta como eje central del ejercicio profesional. En este sentido, el destacado trabajador social y terapeuta familiar Mario Quiroz (2004: 120) ya nos decía que “muy pocas veces se ha reflexionado sobre la importancia de la persona del trabajador social en la formación para la intervención con familias y es una realidad que prácticamente ningún plan de estudios contempla el trabajo personal con el fin de desarrollar los recursos propios de cada uno, que se constituirán potencialmente un potente instrumento de intervención, muy pocas veces considerado.” De acuerdo a lo señalado, cabe recalcar que todas las profesiones ligadas a la ayuda, como es el caso del Trabajo Social, están en una constante presión y tensión respecto a las condiciones laborales en donde se desenvuelven los profesionales del área (Rosthchild, 2010).

 

El tipo de relación (profesional-persona) al ser demasiado estrecha y con alto nivel de estrés emocional; constituye constantemente un riesgo para la salud mental de los y las profesionales, sumada a la rutina del trabajo, la burocracia institucional, las bajas expectativas salariales y los escasos espacios para el autocuidado y el desarrollo personal; terminan siendo razones suficientes para gatillar el desgaste por empatía, la traumatización secundaria o el síndrome de burnout (quemado emocional). Kadushin (2004) decía que “las máquinas no necesitan creer en su trabajo para hacerlo bien; nunca se sienten deprimidas, culpables o incompetentes; no sienten celos ni envidia de los logros de otras máquinas y no son competitivas. No necesitan estar motivadas para trabajar al máximo. Sin embargo, esta clase de sentimientos, y más aún, determinan la eficacia del trabajador social”.

 

Kisnerman (1990) nos advertía hace tiempo que no podemos hacer Trabajo Social para afuera si primero no lo hacemos con nosotros mismos, lo cual también aplica para otras disciplinas de ayuda. El Trabajo  Social debe hacer esencialmente Trabajo Social hacia dentro y hacia fuera, ya que los trabajadores sociales no somos seres omnipotentes; estamos en la tierra y como tales, somos iguales que las personas con las cuales trabajamos y hasta podemos tener o haber tenido problemas similares. Bianchi (1994:121-122) ya nos expresaba que nuestra profesión está dirigida a la persona humana y a sus necesidades, por lo que tenemos que favorecer una práctica que no solo interese lo meramente instrumental, sino que se dirija a considerar el conocimiento de sí mismo, de los propios sentimientos, de las propias emociones, de los propios prejuicios, de las propias respuestas personales a la pobreza, a la desocupación, a la enfermedad, a la inadaptación, a la marginación y a la incapacidad para hacer frente a los problemas.

 

A raíz de este marco, la práctica del Trabajo Social Clínico y de otras disciplinas clínicas al ser avanzada y compleja, requiere necesariamente tomar en consideración la persona del terapeuta para cuidar de sí mismo. Existe una riqueza teórica que surge de nuestra disciplina, y que autores como Virginia Satir (1976; 1983; 2002) Harry Aponte (1986; 1997) y en última medida Michael White (1997) nos invitan a considerar este tópico en el trabajo central de la relación terapéutica. Nuestras vivencias personales, nuestras narrativas y las experiencias biográficas son en gran medida un marco de sentido en donde orientamos nuestra visión de mundo, como también, nuestras esperanzas, saberes y conocimientos que desplegamos en el ejercicio de la praxis clínica.

Metodología

El curso contara con 21 horas pedagógicas presenciales, con actividades prácticas y vivenciales al interior del proceso formativo.

Evaluación

Se realizarán ejercicios prácticos en formato de talleres, que involucrarán ejercicios terapéuticos en algunas herramientas básicas para la consideración de la persona del terapeuta en el Trabajo Social Clínico, lo cual será calificado por los relatores.

                                                                                                       

Objetivos generales

  • Entregar conocimientos básicos sobre la supervisión clínica y la persona del terapeuta, y su relevancia en trabajo terapéutico

  • Entrenar y Fortalecer conocimientos, habilidades y saberes personales que permiten enriquecer una visión preferida del sí mismo profesional de acuerdo a la experiencia biográfica y profesional

  • Entregar herramientas de cuidado del sí mismo desde un enfoque basado en fortalezas, relacional y narrativo.

Actividad Dirigida a:

Trabajadores Sociales con título profesional universitario y/o grado académico de Licenciado en Trabajo Social; como también estudiantes de los últimos años de la carrera de Trabajo Social de Universidades. También pueden cursar otros profesionales de la salud mental (psicólogos, psiquiatras, enfermeras, terapeutas ocupacionales, etc). Se espera que los profesionales y/o estudiantes estén trabajando o practicando en algún contexto de salud mental o psicosocial.

Currículum Relatores:

MSW. E. PAOLA GRANDÓN ZEREGA: Trabajadora Social Clínica y Psicoterapeuta formada en Canadá. Bachelor of Science: Major Psychology (B.Sc.) por University of Toronto, Canadá. Honors Bachelor of Social Work (BSW) por York University Canadá y Master of Social Work (MSW): Mental Health Specialization por la University of Toronto Canadá. Revalidación del título profesional de Asistente Social por la Universidad de Chile y Diploma de Postítulo en Estrategias de Intervención Clínica Infanto-Juvenil por la Universidad de Valparaíso. Actual miembro del Canadian Counselling and Psychotherapy Association (CCPA). Hoy en día se encuentra actualizando su formación de postgrado en el Certificate Program in Traumatic Stress Studies del Trauma Research Foundation de Estados Unidos.

MG. DIEGO REYES BARRÍA: Trabajador Social Clínico y Licenciado en Trabajo Social por la Universidad de La Frontera. Diplomado de Postítulo en Psicoterapia Sistémica y Familiar por la Universidad de Chile. Diplomado Internacional en Prácticas Narrativas: Para la Terapia y el Trabajo Comunitario por PRANAS Chile y Narrative Practices Adelaide Australia. Magíster en Psicología Clínica de Adultos: Especialización en Psicoterapia Sistémica Relacional por la Universidad de Chile. Ha realizado docencia universitaria en pre y postgrado. Cuenta con basta experiencia clínica directa relacionada al abordaje terapéutico con población infanto-juvenil y familiar en Chile en temas de violencia intrafamiliar, abuso sexual y maltrato grave. Se ha desempeñado desde algunos años como Asesor y Supervisor Clínico en Programas de Reparación en Maltrato Grave y Abuso Sexual Infantil en Chile, manteniendo dicha práctica en la actualidad.

MG. PAULINA SALDIAS GUERRA: Trabajadora Social de la Universidad del Pacífico, Terapeuta Familiar y de Parejas por el Instituto de Psiquiatría y Psicología de Santiago, Magíster en Psicología Clínica: Estudios Sistémicos Relacionales de la Familia y la Pareja por la Universidad Alberto Hurtado y el Instituto Chileno de Terapia Familiar. Amplia experiencia en la intervención con personas y familias en programas psicosociales de la red estatal y fundaciones privadas, especialmente en el área de la salud, infancia y adolescencia, desde temáticas como: niños/as con compromisos de su salud (Conin, Coaniquem), consumo de sustancias (Hogar de Cristo, Unicef, Servicio de Salúd Metropolitano Central), atención de familias con diversos conflictos familiares (Ceaf –UCSH), abuso sexual y maltrato infantil grave (Previf Hospital Dr. Luis Calvo Mackenna). Actualmente es profesora en la Universidad Católica Silva Henríquez y de otras universidades tales como la Universidad Alberto Hurtado y la Universidad Autonoma de Chile. Co autora del libro Modelo de Intervención para el Trabajo social familiar (1998). Dentro de su experticia está la Terapia familiar sistémica y el construccionismo social.

Horario:

  • Lunes 31 de Mayo:​ 18:00 hrs hasta las 21:00 hrs (Horario Santiago de Chile)

  • Martes 1 de Junio: 18:00 hrs hasta las 21:00 hrs (Horario Santiago de Chile)

  • Miércoles 2 de Junio: 18:00 hrs hasta las 21:00 hrs (Horario Santiago de Chile)

  • Jueves 3 de Junio: 18:00 hrs hasta las 21:00 hrs (Horario Santiago de Chile

Valores:

 

  • Profesionales General: 50.000.-

  • Profesionales de SENAME, Programas de Exclusión Social y Salud Mental: 40.000.-

  • Ex-Estudiantes de formación avanzada del IChTSC: 35.000.-

  • Profesionales Colegiados en Convenio del Colegio de Trabajadores Sociales de Chile (Exclusivo para Provincial Valparaíso, Llanquihue y Valdivia): 35.000.-

  • Estudiantes últimos años Trabajo Social de Universidades: 35.000 (Enviar certificado de alumno regular)

  • Profesionales Internacionales: 70.00 USD Pago vía Paypal

  • Profesionales Internacionales en Convenio (Exclusivo para Colegio de Profesionales del Servicio Social Jujuy & Santiago del Estero de Argentina. Como también para la Asociación de Trabajadores Sociales de El Salvador) 40.00 USD Pago vía PayPal

  • Profesionales Internacionales en Convenio CELATS Perú. 40.00 USD Pago vía PayPal.

Lugar: 

 

Plataforma Moodle (Campus Virtual ICHTSC) y Zoom (Pro)

Certificación:

Todos nuestros cursos son certificados por IChTSC con un diploma de participación con nota, el cual está timbrado y firmado con sus horas respectivas, nombre del curso, etc. Si hay personas que necesitan un certificado de inscripción para poder presentarlo en su lugar laboral, nos pueden escribir a nuestro correo institucional, una vez realizada la inscripción al curso.

Para mayor información consultar en: instituto@ichtsc.com

Si quieres conocer el programa del curso, haz clíck aquí

Inscripción

 

Pasos para inscribirse  (seguir el orden de los pasos):

 

Personas residentes en Chile

  1. Realizar la transferencia a Instituto Chileno de Trabajo Social Clínico Ltda. por el monto respectivo al número de Cuenta Corriente 74737510 – Banco Santander - RUT 76.992.905-3

  2. Enviar comprobante del pago a contabilidad@ichtsc.com (ASUNTO: PAGO CURSO SUPERVISIÓN CLÍNICA)

  3. Completar el formulario a continuación: https://forms.gle/QZsP8t3N96ggYR9y7

Personas residentes en el extranjero:

  1. Realizar la transferencia a través de Sistema Pay Pal por el valor de US $70 dólares americanos. (Solicitar enlace de pago por correo electrónico a instituto@ichtsc.com | o hacer el pago en el botón que está al final de la página.

  2. Enviar comprobante del pago a contabilidad@ichtsc.com (ASUNTO: PAGO CURSO SUPERVISIÓN CLÍNICA)

  3. Completar el formulario a continuación: https://forms.gle/QZsP8t3N96ggYR9y7